Lo que el ojo no ve

Al parecer, en el encuentro de fútbol entre el FC Cartagena y el Arroyo del pasado 22 de Septiembre, el único que vio esto fui yo. Qué pena que no estuviera la cámara superlenta de Canal+, seguro que ellos lo hubieran visto.

Lo-que-el-ojo-no-ve

Yo creo que el árbitro si lo hubiera visto habría pitado algo. Fuera de órbita o algo así.

Anuncios

El Cartagonova estrena videomarcador

Cuando se anunció que el Estadio Cartagonova  estrenaría un nuevo videomarcador, se creó una expectación tremenda.

Se desterraba por fin el viejo marcador y se instalaba todo un señor videomarcador que iba a ser el pasmo de Europa, poco más o menos. Sus dimensiones iban a ser tremendas y allí se verían imágenes donde se podrían distinguir las espinillas en la nariz de los jugadores. Se hizo de rogar un poco y tardó más días de los previstos en llegar aquel enorme, gigantesco, tremendo videomarcador. La ansiedad por ver aquel milagro de la modernidad y la era digital era tal que cuando llegó, hubo aficionados que se desplazaron incluso para ver desde fuera su instalación.

Impresionado por la magnitud que se decía que tendría el equipo, yo llegué incluso a temer por la integridad de los cimientos del Estadio Cartagonova y en mi delirante imaginación llegué a ver una imagen dantesca como la que reflejé en mi fotomontaje.

campo-con-el-nuevo-videomarcador

El Cartagonova con sus nuevas instalaciones

Cuando vi finalmente el videomarcador instalado, sufrí otra decepción, una más de las muchas que me he llevado ya con las cosas de este increíble hombre menguante.